sábado, 2 de junio de 2007

El papel blanco duro espejo

El papel blanco duro espejo sólo devuelve eso que fuiste. El papel blanco habla con tu voz, tu propia voz, no aquélla que te gusta, tu música en la vida esa que derrochaste. Puede que no vuelvas a ganar si lo deseas, si te clavas a esa cosa indiferente que te lanza atrás ahí donde empezaste. Viajaste, muchas lunas viste, muchos soles, tocaste muertos y vivos, sentiste el dolor del bravo mozo y el gemido de la mujer, la amargura del niño inmaduro, cuanto has sentido se derrumba sin sustento si a este vacío no te fías. Quizás ahí encuentres cuanto creíste perdido, el brote de la juventud, el justo naufragio de la edad. Tu vida en cuanto diste, este vacío es cuanto diste, el blanco papel.

Yorgos Seferis

6 comentarios:

Francisco José Najarro Lanchazo dijo...

El justo naufragio de la edad...me gusta. Saludos.

UnaExcusa dijo...

Gracias. Y bienvenido (aunque quizá ya estuvieras por aquí algo antes...)

Arwen dijo...

Me gusta más esa forma de verlo...Yo sólo pensé siempre en el miedo a la hoja en blanco.

Firingoncia dijo...

El papel blanco habla con tu voz, tu propia voz, no aquélla que te gusta, tu música en la vida esa que derrochaste.

Ese papel blanco que te permite crear, innovar, pensar, emocionarte o imaginar...Así es mi vida ahora mismo un papel en blanco donde todo eso es posible.

Me ha encantado. Un besito

FLaC dijo...

Shiquilla, vas a conseguir que no me vuelva a sentar a escribir en la vida... aunque yo escribo en papel de cuadros.

Por cierto, la manera de poner las etiquetas está chula, chula, ¿cómo lo has hecho?

Un saludete y un besazo.

UnaExcusa dijo...

Pues busqué cómo poner tag clouds (en inglés, que siempre salen más resultados) y me salió una página, en español, en la que aparecía un código fuente con estas cosas... Hice lo que me ponía, y ya está.
Pero no sé la página: no la guardé. También creo que puedes encontrarla buscando en google recursos para blogs.
Me alegro de verte, mucho.
Ah, y que no pretendo conseguir nada. Que el texto es de Seferis, no mío. Ya me gustaría a mí escribir así...